Loading...

Razones por las que amarás el Prosecco

5 abril, 2019 /

Venecia y el prosecco, un combinación ganadora.

Mi amada Venecia y el prosecco. Cuando escucho “Venecia sin ti” de Charles Aznavour me viene a la mente el aperitivo de prosecco que nos tomamos en la terraza de un conocido hotel veneciano al lado del Gran Canal para celebrar nuestro aniversario. Fue un momento mágico. Y los recuerdos de la ciudad están ligados a los canales, la Isola San Giorgio y a este espumoso.

Prosecco - Freixenet

Pero no es casualidad. El prosecco se elabora al lado de Venecia. En unos viñedos que se encuentran casi frontera con Eslovenia. Una zona vitivinícola que también visité hace muchísimos años. Las colinas sinuosas de la “Strata del vino Prosecco” son alfombras de vides de la variedad “glera”. La uva con que se elabora este vino blanco espumoso italiano. Y no lo confundáis con el lambrusco, elaborado en Emilia Romagna con otras variedades de uva con un resultado final distinto.

Pero volvamos al prosecco. Es un espumoso blanco ligero, agradable que acompaña perfectamente el aperitivo en alguna terraza con el buen tiempo. Con amigos. En pareja. En familia. Cualquier momento de placer es una buena ocasión para tomarlo. Y aquí la diferencia con el cava, que lo reservamos especialmente para celebraciones, momentos especiales o maridajes.

Pero no es la única diferencia. El prosecco se elabora a partir del método “charmat”; segunda fermentación en tanques metálicos. El resultado: un vino blanco joven, con aromas florales y frutales, frescos. El cava, con el método “tradicional”; la segunda fermentación se produce en la misma botella. Es un espumoso de crianza. Al beberlo, sus sabores son más intensos y secos.

No puedo acabar este artículo sin hablar del Bellini. El cóctel más emblemático elaborado con prosecco. Y como no, creado en Venecia. Concretamente en el Harry’s Bar. Si algún día visitáis esta maravillosa ciudad, será un buen lugar de peregrinaje. Quizás os sentéis en la misma butaca de Ernest Hemingway. Y ¿en qué mejor momento? En la hora del aperitivo. Una tradición muy arraigada en Italia.

Pero si aun no tenéis prevista una visita a la ciudad de los canales y queréis soñar. ¿Porqué no preparar el aperitivo en casa?

Os propongo un cóctel Bellini con unos vol-au-vents de gorgonzola.

Prosecco - Freixenet

Ingredientes: Zumo de melocotón y Prosecco Freixenet

En una copa de flauta verted 1/3 parte de zumo de melocotón y seguidamente agregad 2/3 de prosecco, ambos bien fríos. Lo podéis decorar con unas rodajas de melocotón.

Para los vol-au-vents de gorgonzola.

Ingredientes:

12 vol-au-vents pequeños

50 gr de queso gorgonzola

50 gr de nata para montar

1 pera pelada, descorazonada y cortada fina

1 cucharada de aceite

Pimienta al gusto

En un vaso alto batid la crema hasta punto de nata, con la ayuda de unas varillas. Mezclad el queso muy suavemente con una espátula. Rellenad los vol-au-vents. Marcad las lonchas de la pera en una sartén caliente untada de aceite. Decorad los pastelitos con la pera y espolvoreadlos con pimienta al gusto.

Este maridaje es perfecto en cuanto a sabores se refiere. El punto sedoso de la crema de gorgonzola, el punto dulce de la pera y la cremosidad y dulzor del cóctel es pura armonía. Y soñaréis con los más bellos rincones de mi amada Venecia.

Mireia Casamada (@mireiacasamada)

 

0 Comentarios

Dejar una respuesta